Vandalizan estatua de Eugenio Derbez; “Televisa te idiotiza”, dicen

Miembros del Colectivo Izquierda Unida de Acapulco (CIUA) protestaron ayer al mediodía por la estatua del comediante Eugenio Derbez que está frente al hotel Copacabana y que colocara de manera sigilosa el gobierno del estado que recién concluyó funciones la semana anterior.

Asimismo, con cartulinas con consignas exigieron su retiro, por tratarse del uso de recursos públicos de manera discrecional en medio de una crisis sanitaria y económica.

Más tarde, rociaron con pintura la estatua, que ha causado polémica en redes sociales desde su colocación, el sábado 9 de octubre, ya que se critica que Derbez no tiene merecimientos para hacerle un monumento, aunque el comediante se ha defendido diciendo que fue una iniciativa de las “autoridades de Acapulco” para agradecerle sus aportaciones para la reconstrucción luego del paso del huracán Ingrid y la tormenta Manuel, en 2013.

Previamente, ante una docena de personas, la joven Linayme Reyes Ávila leyó un posicionamiento, indicando que un personaje como Derbez no tiene méritos para una estatua.

Además, “frente a los graves problemas sociales de Acapulco: pandemia, desempleo, falta de oportunidad educativa, pobreza, delincuencia, no es tolerable el haber colocado una estatua que representa la poca responsabilidad en el uso de los recursos públicos y la nula consideración de personajes históricos del municipio que merecen un lugar destacado porque murieron luchando por el bien común.

“Dicen que la estatua costó 300 mil pesos y somos conscientes de que dicha cantidad no soluciona los problemas que vive este municipio, pero tal hecho expone que los recursos públicos no se destinan al mejoramiento de la ciudadanía”.

Así, la joven preguntó por el destino real de los recursos para salir de todos estos problemas; “no ayudaron a la gente, pero sí pusieron la estatua de un comediante”, respondió.

En política, dijo, “los símbolos juegan un papel importante, pues nos pueden servir para reivindicar personajes históricos, enaltecer hechos de relevancia cultural o para recordar monumentos a personajes funestos para la humanidad y no volver a repetirlos, pero la estatua de Derbez es ese símbolo que nos revela en todo su esplendor la banalización de la política”.

Esta fue “la acción final de un gobierno que se despidió en medio de protestas de sus trabajadores quienes demandan sus salarios, pensiones y prestaciones o sea sólo lo que les corresponde, el estado se escudó diciendo que no había dinero pero sí hubo recursos para una estatua” para un personaje como Eugenio Derbez.

Por ello, y tras destacar que su colectivo reúne a jóvenes estudiantes que buscan incidir en la sociedad desde la crítica de izquierda exigieron el retiro de la estatua a las nuevas autoridades del estado y del municipio que asumen “el discurso de la Cuarta Transformación”.

“Es una medida sencilla pero contundente a todo lo que nuestros gobernantes dicen rechazar y sobre todo, es un rechazo a la frivolidad con la que se ha conducido el municipio y el estado en los últimos años y que nos han llevado a esta realidad tan violenta”.

Más de un a hora después y ya sin la presencia de los medios de comunicación, luego de arrancarle las cartulinas que inicialmente le habían colocado, bañaron finalmente la estatua con pintura rosa y la rayaron con marcador “como parte del performance”, comentó uno de los jóvenes.

Déjanos tu opinión

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *